Friday, September 12, 2008

La voz

Hay días en los que me agarran unas ganas de llorar, y llorar, y llorar, y a pesar que lo que siento por dentro es tan fuerte, las lágrimas no me salen y solamente quedo en estado catatónico por horas. Hoy fue uno de esos días.

Realmente no tengo razón para llorar. Todo esta bien en general, y día a día me recuerdo de lo afortunada que soy de haber nacido donde nací, amado a quien amo, conocido a quienes conozco, vivido lo que he vivido … pero cuando hay cosas que están fuera de mi control, que están lejos, que son desconocidas, siento una desesperación terrible que no se me quita con nada.

Desde hace meses tomo unas gotitas de Bach que son esencias de flores que ayudan a los nervios (y no son adictivas), también me compre un libro sobre relajación, pero no logro pasar del primer episodio, y tengo un instituto de yoga a 3 minutos de mi casa, pero no consigo levantarme a las 7 AM para ir. Es como que tengo todas estas herramientas a la mano pero solo me funcionan de ratitos, o sencillamente no las utilizo.

Y las ganas de llorar siguen. Y camino por la casa en pijama, con los pelos alborotados, media ciega por que no tengo ni ganas de ponerme lentes de contacto, mirando por la ventana, escuchando el silencio, muy triste y desanimada hasta para poner música (por que hasta lo mas deprimente se me hace muy movido) y vivo y vivo y vivo en esta tristeza que ha sido constante desde que me acuerdo.

Triste por qué?, si las cosas que son, son; si lo que no puedo controlar no controlo y punto; si a la larga, en el futuro, yo se que todo va a estar bien.

Mala, mala la voz en mi cabeza que me tiene siempre intranquila!. Debería encerrarte, ponerte cinta en la boca, triturarte, diluirte, desaparecerte, mala voz.

4 comments:

yo misma said...

Ojalá salgan unas pocas lagrimitas, te desahogues un poco y te sientas mejor. Qué lindo eso de trabajar para las Aldeas SOS, que los niños vivan en algo similar a un hogar me parece tan buena cosa, pero nunca entendí porque siempre las mujeres deben ser solteras, o así es en Ecuador, no puede ser una pareja, sabes por qué??

un abrazo

Magusita said...

La razon es que las Amas deben adoptar (emocionalmente, aunque no en papeles) a los 12 ninos a su cargo, por lo que tener un esposo o hijos propios como que traeria un serio conflicto de intereses.

De la manera en que yo le veo, es una forma de familia alternativa. Si bien las Amas no tiene esposo, tienen su instinto materno satisfecho al criar a sus hijos adoptivos.

La idea de la aldea se origino por un hombre que al ser muy chiquito perdio a sus padres en un accidente, y su hermana de 16 anios se encargo de criarlo.

Mas tarde este hombre se le ocurrio que los ninos necesitan una imagen materna, aunque no sea su verdadera mama, y que los resultados son bien positivos cuando tienen esa estabilidad y amor; basado en esa idea este hombre fundo las aldeas SOS.

El modelo es el mismo en todo el mundo, incluso en Ecuador.

Landa said...

No te preocupes por querer llorar y no poder hacerlo. La voz que escuchas no te busca hacer feliz sino todo lo contrario. No es cuestión de callar a esa voz sino tratar de escuchar por qué diablos sigue jodiendo. Y si nada de eso funciona, lee cómo ser feliz en tres lecciones fáciles.Perdón por la publicidad, pero tenía que decirlo.
Qué pena que estés triste. Si quieres hablar/chatear algún rato ya sabes dónde encontrarme. Siempre estoy.

Kojudo Mayor said...

Remóntate a las memorias...
La alegría de estar triste te es ajena, (melancolía) y en su lugar cubres con penas muchos vacíos,llenos de recuerdos que niegas.

No soy "pisiquiatra" ni mentalista, ni nada... pero he pasado una deliciosa tarde leyendo muchos de tus posts desde el 2004, y creo que puedo, hasta cierto punto, sentir tu pesar.

Ojalá tuviese algo que ofrecerte, pero yo mismo, tengo mis propios quebrantos, y no les encuentro remedio.